Actualizado 11/10/2018 | 23:24h
 

Jose Amador - Iván Hernández Jose Amador

Volkswagen XL1

Imaginando el futuro

(830c.c- 30 c.v)

A veces pensamos como será el futuro y que sorpresas nos tiene guardadas, como serán nuestras vidas, nuestras casas y sobre todo como será el coche del futuro. Pues bien, Volkswagen ha dado una pequeña muestra de cómo podría ser nuestro medio de transporte particular.

Aunque a decir verdad Volkswagen no solo ha querido darle forma a ese futuro, sino que ha sido todo un alarde de tecnología y eficiencia, consiguiendo el coche con el menor consumo de combustible del mundo, 0,9 l/100 km.

Exterior

Lo mires por donde lo mires el XL1 llama la atención por todos lados, sus dimensiones contenidas con 1,15m de altura y 3,88m de carrocería, teniendo un coeficiente aerodinámico Cd : 0,189. le dan unas líneas redondeadas y aspecto de superdeportivo, pero no lo es, el XL1 está diseñado para una máxima eficiencia, así que se han eliminado todo lo que no ayude para tal fin, sirva de ejemplo que se han incorporado unas cámaras, que emiten una imagen a unas pantallas instaladas en cada puerta haciendo la función de retrovisores, aumentando así el matiz futurista de este Volkswagen.

Mención especial para la apertura de las puertas que abren hacia arriba y con cierta inclinación hacia delante, facilitando la entrada al pequeño habitáculo.

El frontal es la parte más ancha del vehículo, y este dispone de unas lamas controladas eléctricamente para la admisión de aire. Continuando hacia la trasera del vehículo, vemos que esta se estrecha y observamos que las ruedas traseras están cubiertas, consiguiendo un flujo de aire uniforme y menores turbulencias.

Los neumáticos están diseñados para ofrecer una menor resistencia a la rodadura, con unas medidas delanteras de tan solo 115/80-15 y las traseras de145/55-16 y unas llantas de magnesio para ayudar a contener los 795kg de este XL1.

Interior

Para mantener ese peso se ha recurrido tanto en el interior como en el exterior y en la fabricación del monocasco, de un polímero reforzado de fibra de carbono. Siendo en el interior donde más veremos este material ya que abunda por todos lados del cockpit, el salpicadero, partes del volante, protectores en los marcos de las puertas, incluso los sillones están fabricados con el mismo material.

En el Volkswagen XL1 han omitido las concesiones al lujo, salvo pequeños detalles como pueden ser el aire acondicionado o una pequeña pantalla en la consola central que da los datos Think Blue de conducción eficiente. De resto las pequeñas ventanas son accionadas por elevalunas manuales, así como la regulación del asiento del conductor, ya que el asiento del acompañante va anclado en una posición fija sin opciones de regulación. La consola central es espartana salvo los botones y mandos de regulación del aire acondicionado, bloqueo de puertas, activación de las cámaras y los mandos de volumen de la radio.

El habitáculo está desprovisto de cualquier tipo de aislante acústico, así que podremos oír en el modo eléctrico la rodadura del neumático y con el TDI en marcha su peculiar sonido .
Y para las plazas traseras…pues no hay. ¡¡¡Esto es un biplaza!!! Eficiente, futurista, y exclusivo, muy exclusivo. Solo hay 250 unidades en todo el mundo.

Motor y conducción

Para conseguir ese consumo por debajo del litro / 100km. El XL1 monta un pequeño TDI bicilíndrico de unos 30 cv, unido a un cambio DSG optimizado para la ocasión y además un propulsor eléctrico alimentado por baterías de Iones de Litio. Llegando la potencia total en torno a los 75cv, pudiendo realizar unos 50 km solo en modo eléctrico.

Pero este consumo todavía puede verse mejorado con el uso de los carburantes recomendados por el fabricante, siendo el diesel BP Ultimate el complemento perfecto para optimizar el rendimiento de este vehículo así como para proteger y mantener las cualidades de este pequeño propulsor.

El chasis de este Volkswagen a pesar de estar diseñado para un óptimo rendimiento, bien podría acoger un propulsor de mayor potencia y menos refinamientos, ya que su peso contenido lo harían destacar entre los grandes superdeportivos de cientos de miles de euros, cierto es que existe una variante denominada Volkswagen XL1 Sport, que monta un propulsor Ducati y lleva una monta de neumáticos específicos, ya que utiliza los mismos sistemas de frenado de carbono de la unidad que hemos probado.

Volkswagen XL1 Sport

Cilindrada: 1.1.99 C.C
Potencia: 200 C.V
Cambio: DSG 7 relaciones

 

Ya en carretera observamos que la falta de dirección asistida no supone ningún problema, es más le añade un plus de deportividad, ya que es más directa y transmite todo al volante.

Lo mismo sucede con las suspensiones, con un tarado bastante enérgico y recorridos cortos, siendo quizás en carreteras bacheadas o con los dichosos reductores de velocidad que abundan en la capital un martirio para sus ocupantes, de resto y siempre teniendo en cuenta que este coche se ha fabricado para una conducción puramente eficiente, no deja de transmitir unas sensaciones deportivas frenadas por la escasa potencia de sus propulsores y por sus neumáticos de baja resistencia a la rodadura.

Dada la exclusividad de sus 250 unidades unido a su fabricación artesanal y los materiales que fueron empleados en su proceso, El XL1 se vendió por un precio inicial por encima de los 100.000€. Según datos extraoficiales la mayoria están en poder del grupo Volkswagen, salvo una pequeña cantidad de estas unidades que podrían alcanzar el doble de su valor de salida al mercado si se pusiesen a la venta.

Todo un juguete tecnológico que los integrantes de Solofotosmotor.com hemos podido disfrutar y ver en cierto modo como puede ser el futuro gracias a Domingo Alonso Group.


Agradecer a la estación de sevicio BP Tamaraceite II por cedernos sus instalaciones y personal para la elaboración de este reportaje, así como la explicación de las cualidades de sus productos de gran calidad.

-----------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

LA OPINIÓN

39 Rally Islas Canarias | Apartado "Vehículos eficientes"

Participar en el Rally Islas Canarias en la modalidad de "Vehículos eficientes" con el Volkswagen LX1, es un recuerdo inolvidable. Ya no solo por ser una de las pruebas más importantes del archipiélago, sino por el tipo de vehículo en el que íbamos.

Se trata de un coche bastante exclusivo, donde solo hay fabricado doscientos cincuentas unidades en el mundo, de las cuales una se encuentra en Canarias y muy pocas en la península. Además era la sensación del rally, todo el mundo quería saber de él, que le enseñara el motor, curiosear por dentro, etc, estuvimos muy arropados con la afición.

Hay que sumar, que es también nuestra primera participación en una prueba de regularidad, donde había que tener una constancia, mantener una media, tomar una serie de referencias, empezar a calcularlas con la velocidad del coche, en fin un cúmulo de datos que hay que tener muy en cuenta en una prueba de estas características.

En cuanto el coche, es divertidísimo, es muy similar a pilotar un kart por la dirección directa que tiene. Tiene un balanceo excesivamente pequeño por el centro de gravedad, que es muy bajo debido a las baterías. Cuando haces tramos de muchas curvas enlazadas sinuosas, el vehículo es bastante estable.

Una experiencia que muy pocos pueden contar y yo soy uno de esos afortunados de poder probarlo.

----------------------------------------------------------------------------------------------------------

Datos Técnicos

Motor: BIicilíndrico TDI 30cv. + motor eléctrico con baterías de iones de litio.
Transmisión: DSG 7 velocidades
Pintura: Blanco.
Tapicería: Combinación tela- Alcántara
Llantas: Magnesio en medidas 15" delantera, 16" trasera.

Tabla de pesos:

Elemento - Peso
Grupo propulsor 227 kg
Electrónica 105 kg
Equipamiento 80 kg
Chasis 153 kg
Carrocería 230 kg


 

Volkswagen LX1

Canal LusoSaberTV

 

Jose Amador - Iván Hernández | VW LX1 - Modelo cortesía de Domingo Alonso Group
Inicio
 
solofotosmotor.com - Copyright 2018 | SF Motor